Esta es su historia

Gracias John

Me llamo John y tengo 42 años. Soy un hombre muy afortunado. Tengo cinco hijos estupendos y una mujer increíble; sin embargo, hace unos meses sufrimos una situación que por suerte tuvo solución rápida: mi hijo pequeño, jugaba con el resto sus hermanos en unos charcos que hay en los alrededores de la casa, y comenzamos a notar síntomas que coincidían con los que provoca el cólera. Ya habíamos oído hablar de estos indicios, gracias a una organización que explicó en mi comunidad los peligros de esta enfermedad. De inmediato, al ver el estado de mi hijo, fuimos corriendo al centro médico más cercano para que le dieran el tratamiento adecuado. Hay mucha gente de nuestro entorno que no conoce ninguno de los síntomas del cólera, por lo que los riesgos que corren son altamente mortales al no saber de qué manera tratar la enfermedad, pero nosotros tuvimos mucha suerte. Hoy nuestro hijo está sano y nosotros descansamos tranquilos sabiendo que gracias a esta organización pudimos salvarle la vida.

Gracias John